Thursday, June 21, 2018

BUMA TRÍO: nueva entidad dentro del escenario jazz-rockero argentino


HOLA, AMIGOS DE AUTOPOIETICAN, LES SALUDA  CÉSAR INCA.

Hoy presentamos a BUMA TRÍO, ensamble de jazz-rock contemporáneo argentino integrado por Darío Íscaro en guitarra y composición , Gonzalo Chayle en batería y Pablo Valotta en el bajo. El colectivo triádico en cuestión decidió llamar al disco con el cual debutan con la simple enumeración de los apellidos de sus componentes: “Íscaro / Chayle / Valotta”. Hay que decirlo de una buena vez: este disco publicado por el sello Viajero Inmóvil a mediados del pasado mes de marzo es una tremenda gozada pletórica de ingeniosa musicalidad, exquisitos grooves y carismáticos desarrollos temáticos que recogen lo más elegante de la amplia tradición jazzera y lo más dinámico de la vibración esencial del rock. Siendo un disco que ostenta versatilidad químicamente pura en la ilación de los variados ambientes en torno a los cuales giran los esquemas sonoros correspondientes a cada pieza del repertorio, se puede señalar que la extroversión y la agilidad son los factores más recurrentes. Este colectivo se armó en el mes de setiembre del año 2016 y ha mantenido una cierta consistencia en sus presentaciones en vivo, lo cual, obviamente, ha repercutido en la manera tan veloz con la que estos músicos pudieron articular una voz madura para la confluencia de sus respectivos genios creativos. Íscaro ya tiene tras de sí y en su horizonte próximo una intensa labor musical en su proyecto ANTIHÉROE y como integrante del TRÍO DESATANUDOS, por mencionar solo dos de los terrenos donde se mueve; el nombre de Valotta nos remite a su paso por PASAJERO LUMINOSO. 



Veamos ahora el repertorio del disco al cual estamos prestando atención ahora. ‘Trespassing’ ocupa los 3 primeros minutos del disco y lo hace desarrollando un motif elegante sobre un sobrio compás en 7/8 que no puede ni quiere ocultar su luminosidad celebratoria. Su vivacidad es contagiosa e incluso diríamos que hasta candorosa, siendo así que el encuadre preciso entre la guitarra y la batería permite al bajo dibujar algunas virguerías bastante oportunas. Portando una alegría aún más grácil en su sustancia sonora, ‘Todas Las Cosas Que Hago Por Tu Amor’ despliega recursos más explícitos de virtuosismo técnico de parte de los músicos sin romper nunca con la magia relativamente ligera que emana de la misma esencia del motif creado para la ocasión. El trío incorpora algunos pasajes comedidos en medio de la mayoritaria presencia de una manifestación vigorosa de cálidas vibraciones jazz-rockeras. ‘Zamba Para Times Square’ utiliza una atmósfera un poco más serena, a veces rayana con lo sombríamente misterioso aunque sin meterse en ello realmente; de este modo, el trío explotar las aristas más vanguardistas de su ideario estético sin que el resultado derive en algo precisamente chirriante. Pero sí se nota el impulso que tienen las inquietantes ansiedades  expresionistas de la guitarra en sus retorcidos solos, pletóricos de osada agudeza a medio camino entre el legado de ALLAN HOLDSWORTH y la faceta más señorial de un RAY RUSSELL; por su parte, se nota también a veces que flota un aire de amenaza de la mano del armazón rítmico gestado por Chayle y Valotta, aunque todo permanece dentro de un pulso bien controlado. Tenemos aquí un decisivo cénit del álbum así como tenemos en el tema siguiente, titulado ‘El Lago Izquierdo’, un espacio para volver a una luminosidad liberadora y optimista. En efecto, esa pieza retoma en buena medida el espíritu general del segundo tema del álbum y le da una renovada dosis de sofisticación: ese fulgor precedente retorna con un aura aristocrática que ostenta una suerte de resplandor primaveral. Hay un paraje diseñado para que se dé un travieso solo de bajo.



Con la dupla de ‘Nueva Piel’ y ‘Song For Ida’ (a la sazón, las dos piezas más extensas del álbum), el personal de BUMA TRÍO sigue dispuesto a seguir explorando nuevos matices de su visión musical. Así, ‘Nueva Piel’ se proyecta hacia la edificación y mantenimiento de un groove distinguido donde el bajo pasa un buen tiempo sosteniendo un círculo ingenieril mientras la guitarra alterna momentos de hermanamiento con el bajo con otros donde fa fluyendo por su cuenta a fin de abrir un espacio a sus fraseos solistas. En cuanto a la arquitectura rítmica propuesta por la batería, ésta conduce al desarrollo temático con rotunda precisión mientras se prodiga en exigentes ornamentos percusivos, especialmente después de pasada la frontera del tercer minuto: el asunto se intensifica un poco mientras se va reforzando una aureola combinada de neurosis y algarabía. Por su parte, ‘Song For Ida’ se remonta nuevamente a la faceta más introspectiva de la banda, y de hecho, lo hace con una actitud más convincente. Nada de languidez aquí: el trío todavía da prioridad a la lógica del swing ágil y al imperio del fulgor expresionista, pero esta vez se maneja con una sobriedad bien calculada a la hora de explotar las líneas melódicas diseñadas para la ocasión además del ambiente diáfanamente calmo con el que se maneja a aquéllas. ‘Ojos En La Niebla’ se sustenta sobre una recapitulación de la faceta más muscular del trío mientras establece nexos estilísticos entre la densidad dinámica de ‘Zamba Para Times Square’ y el esplendor refinadamente hidalgo que anteriormente se impuso tanto en ‘Nueva Piel’ como en ‘El Lago Izquierdo’. Los últimos 5 1⁄4 minutos del repertorio están ocupados por ‘Chaussong’, un tema que utiliza un motif vistoso para manejarlo sobre un swing que a veces es plácido en medio de una atmósfera razonablemente sosegada y otras veces se suelta en un marco de juguetona jovialidad. La extrema limpieza de los fraseos emanados de la guitarra de Íscaro guían las pautas mediante las cuales un determinado groove se preserva o abre paso a otro distinto. La labor de la batería es particularmente exigida y hay un nuevo pasaje de lucimiento particular del bajo a mitad de lcamino. Es una idea muy efectiva que esta pieza, una de las más exquisitas del disco y que incluye variantes de ritmo en su desarrollo temático, sea la que ponga el broche al disco: se presenta a sí misma, de hecho, como una alternativa a la sobriedad sistemática del antepenúltimo tema y la expresividad meditada del penúltimo.


  

BUMA TRÍO nos ha brindado algo excelente y excelso catálogo de paisajes y retablos musical de gran alcurnia desde el instante inicial hasta el segundo final de “Íscaro / Chayle / Valotta”. Más allá del hecho de que en la presente reseña hemos hecho menciones especialmente entusiastas sobre algunos temas que, según nuestro parecer estrictamente personal, se destacaban sobre otros, el hecho más verídico sobre este disco es que fluye naturalmente con programa de esplendidez musical muy parejo. El trío ha sabido lucirse como una entidad integral mientras ponía en marcha una mecánica donde cada integrante podía desarrollar sus propios méritos individuales.


Muestras de “Íscaro / Chayle / Valotta”.-

Zamba Para Times Square: https://viajeroinmovilrecords.bandcamp.com/track/zamba-para-times-square




2 comments:

Aman Donos said...

muy buena ficha, los músicos son excelentes !

César Inca Mendoza Loyola said...

Gracias por el interés y por elogio... ¡Y sí, son excelentes músicos!